De nombre Juez y de apellido Señoría

Blog Es Justo

Me llama la atención, a propósito de la imputación de la Infanta Cristina, la relevancia que los medios de comunicación dan hoy al magistrado que instruye la causa.

He tenido ocasión de saber, además de su nombre y apellidos, la forma en que accedió a la carrera judicial, los años que le faltan para jubilarse y hasta lo que sus compañeros dicen de él, con llamativa diversidad de opiniones.

Y todo eso, ¿qué importa?.

La grandeza del sistema, en el que todos somos iguales ante la ley, implica que, en las mismas circunstancias, todos seamos juzgados igual, independientemente de la persona que decida en cada caso.

En garantía de este principio, el ordenamiento jurídico articula un sistema de recursos que propicia que cada asunto pueda ser examinado por una pluralidad de jueces, hasta que la decisión correspondiente sea definitiva.

De modo que poco importa la identidad del juez y mucho menos el resto de sus cualidades personales.

La Justicia y los jueces que la administramos, no tenemos nombre, ni apellidos.

Jorge-Oswaldo Cañadas Santamaría.

Autor: Jorge Cañadas

Magistrado. Profesor Tutor UNED Teruel.