A ver si me explico

Blog Es Justo

Es oír esta expresión en un juicio y echarme a temblar.

Porque la explicación que viene a continuación, lejos de aclarar lo narrado hasta ese momento, suele venir a oscurecerlo más.

Y es que el procedimiento judicial es, básicamente, un acto de comunicación. Los intervinientes le cuentan algo al juez y éste les da una respuesta.

Respecto a la primera parte del proceso, aquélla en la que me cuentan algo, desearía sobremanera que se hiciera de forma esquemática, concisa, amenamente narrada y terminada con una conclusión lógica. Evidentemente, el lenguaje de mis interlocutores, normalmente Abogados, es técnico, pero eso no debería empecer lo dicho. Lamento decir que son abrumadora mayoría, las veces en que no se cumple mi deseo.

En la parte que de mi depende, es decir, la respuesta, confieso que me obsesiona que me entienda el destinatario del mensaje, es decir, el justiciable. Y sin necesidad de que me traduzcan. Por eso intento redactar de modo corto, sencillo y con un lenguaje inteligible al lego en Derecho. Espero poder jubilarme sin haber escrito un solo latinajo en una resolución, pese a lo mucho que me gustan.

Jorge-Oswaldo Cañadas Santamaría.

Autor: Jorge Cañadas

Magistrado. Profesor Tutor UNED Teruel.